16/02/09

Networking

De nuevo, parto a otro lugar.

Un día, me gustaría llegar al D.F. y decir:

"Qué bueno que estoy acá, ya extrañaba! Ahora sí, me voy a quedar y a ser feliz en el lugar en el que crecí!"

Pero no, la verdad es que el odio que existe entre el D.F. y yo es demasiado. No tiene arreglo.

Parece que me he dedicado en los últimos años a alejarme lo más posible del D.F.

Y de amigos.

De la familia no. Por fin he logrado convencer a mis padres de que se salgan de aquí. Mi hermana parece que se va del país y la mayor se quiere quedar, pero espero que también salga un día de éstos.

Podría fácilmente pasar toda mi vida sin regresar al D.F.

Apenas llevo 2 semanas aquí y siento como si llevara meses.

No me ha pasado nada, simplemente es el estado natural del D.F.

Como las veces que te presentan a alguien y te cae mal, aunque no te ha hecho nada, simplemente por ser como es.

Me pasa seguido.

Es por mi arrogancia.

"Eres demasiado arrogante, como yo...", dice ella.

Algo que no me gusta del D.F., más bien de la gente, es el uso exagerado de pochismos que se está volviendo demasiado común.

Lo odio. He vivido en Estados Unidos un rato y he hecho todo lo posible para mantener el español como siempre.

Es más, me he esforzado por volverme más naco.

Veo repetidamente "Cinco Nacos en Las Vegas".

Sé que tengo un acento raro cuando hablo, pero no es algo pocho. Es por la flojera que me da el hablar.

Ésto nos trae a una de las motivaciones para escribir este post.

Networking

Redear?

Entonces, hablo con una amiga que no he visto en mucho tiempo y después de los saludos correspondientes, inevitablemente comienza un intercambio así:

"Ay! Qué buena onda que te vas para allá! Cuando nos veamos te voy a dar los teléfonos de Juan y de Lencha para que les hables, porque ellos hacen algo parecido por allá! También les voy a decir que te presenten a Miguel y a Jorge, porque son re buena onda y también te pueden ayudar a..."

Y así.

Al final, una conversación de 15 minutos con una amiga a la que no veo desde hace rato se convierte en una plática de trabajo, con todo y la necesidad de tomar apuntes y simular como que anoto teléfonos.

No me malentiendan, sé que las intenciones son buenas. Estas cosas me molestan porque provienen de personas que me caen muy bien y sé que me quieren ayudar.

Mi problema es el cómo decirles que no es necesario hacer nada de eso.

Si hablo con alguien o quiero ver a alguien es porque quiero saber de ellos, no que me presenten a alguien más.

Hay gente que sirve para eso, pero es la gente que no me cae muy bien.

Aunque no lo crean, es un esfuerzo increíble para mí el hablarle a alguien.

No sé por qué tengo la idea siempre de que todo mundo está muy ocupado.

En el D.F., nada más.

Y cuando no están ocupados, están "redeando".

No, creo que esa palabra no va a pegar.

En fin.

Odio la palabra. Odio lo que significa en estos tiempos, porque fomenta las relaciones vacías.

Por interés, nada más...

Si les habla alguien y tiene mucho que no lo ven, platiquen por el gusto.

No todas las conversaciones tienen que ser productivas.

Y sálganse del D.F...

7 comentarios:

la valedora dijo...

siento que si me conocieras me odiarias

Emilio dijo...

Yo estoy en proceso -de unos años para acá- de enamorarme del D.F. Por otra parte, no creo que el odio entre el D.F. y tú sea recíproco; las grandes ciudades suelen dirigir hacia sus habitantes, esencialmente, indiferencia, y esa indiferencia precisamente la que las vuelve especialmente atractivas.
saludos!

Moonguide dijo...

Valedora:

No creo. Yo creo que al revés; soy desesperante...

Emilio:

Tienes razón, tal vez el odio es unilateral. Sin embargo, no se me hace atractiva ya para nada...

Towers, Gabriela dijo...

Espero salir pronto de aquí. Algún día.

la valedora dijo...

nunca seremos amigos, never ever, pochismos pochismos jajaja saludos y suerte fuera de la ciudad

I used to be Frank the Tank dijo...

a mi también me da una pereza gigantesca la gente que anda consiguiendo ¨contactos¨...


y también me desespera que no me pueda comunicar con amigos como antes lo hacia...

Moonguide dijo...

Gabriela:

Yo también. Aún no canto victoria...

Valedora:

Jeje, bueno, pues ni modo...

IUTBFTT:

Lo sé, y con la edad se pone peor..